Dotaciones y seguridad industrial

 

Nadie está exento de sufrir un accidente de trabajo. En una oficina o en una obra de construcción pueden ocurrir situaciones de alto riesgo que ponen en peligro la salud del empleado o la productividad de una empresa.

Para prevenirlos, existen los programas de seguridad industrial que todas las empresas establecen dentro de sus instalaciones, y que buscan mejorar el desempeño en aspectos como el operativo, el humano y el económico.

“Estos factores se traducen en el mejoramiento de la productividad y por lo tanto en la rentabilidad del negocio, en la medida que no hay ausencia de los trabajadores por enfermedad o accidente, además de mejorar el clima organizacional”, señala Renán Alfonso Rojas, presidente ejecutivo del Consejo Colombiano de Seguridad.

Protección total “Hoy en día hay gran preocupación por la responsabilidad social corporativa, que significa que el empresario es el responsable de evitar daños no sólo en la salud de sus trabajadores, sino del medio ambiente y de la comunidad en donde opera”, agrega Rojas.

Las constructoras, para citar un caso, se enfrentan a mercados más competitivos, a sistemas estructurales más novedosos y agresivos, a una alta tendencia a construir en menores tiempos y con altos estándares de innovación.

Por eso, en este sector es muy habitual utilizar términos como geometría compleja, mezclas, calculo de profundidades, estructuras, pilotajes y una jerga que va hasta las formulas más complejas de la geometría clásica.

En este sentido, es necesario entrar a revisar quiénes son las personas que llevan a cabo la ejecución de todas las ideas? y cómo las empresas se aseguran que estas personas estén protegidas ante un riesgo tan alto como el de la construcción?.

“Para dar estas respuestas, deben cumplir con las normas del marco legal establecido en la Ley 100, el cual se refiere al tema de seguridad social y específicamente lo que respecta a las obligaciones que se tienen con las afiliaciones a la Administradora de Riegos Profesionales”, afirma Diego Fernando Vallejo García, director de la Unidad Estratégica de Negocios que atiende el sector, de la Administradora de Riesgos Profesionales Suratep.

Una vez el empleador afilia a sus trabajadores a la empresa, debe iniciar un proceso de intervención en las obras desde el punto de vista de salud ocupacional. Para ello, recibe la asesoría de la ARP que elija. De esta manera, cumple con una norma imperativa y cubre todas las acciones de responsabilidad civil que conlleva no proteger a los trabajadores ante los riesgos que tiene cada una de sus funciones.

Cómo está reglamentada la seguridad industrial?.

Bajo el marco legal, el tema de seguridad industrial está reglamentado en primer lugar por el Código Sustantivo del Trabajo que, a través de otros decretos y legislaciones, crea el Sistema General de Riesgos Profesionales; aquí se ratifica cuál es la responsabilidad del empresario y del trabajador en materia de salud ocupacional, higiene industrial y medicina de trabajo.

En el caso específico de la construcción, este sector se rige bajo el convenio sobre Seguridad y Salud en la Construcción, el cual aplica a todas sus actividades del sector.

El estatuto de Seguridad Industrial, reglamentado por la resolución 2400, establece las directrices que en materia de higiene y seguridad deben tener las empresas de la construcción, como la que señala que todo patrono de una obra tiene la obligación de dictar un curso específico a las personas dedicadas a la inspección y vigilancia de la seguridad de estas, en coordinación con el Sena, y que deberá exigir, por medio de sus delegados encargados de la seguridad, el cumplimiento estricto de las instrucciones sobre manejo de herramientas, y otras medidas preventivas que deberán observar los trabajadores de la obra.

Dotaciones y Equipos.

Una de las obligaciones de los empleadores es proporcionar los elementos de seguridad y prevención de una empresa, de acuerdo con sus necesidades. Así, con base en los programas de salud ocupacional o seguridad industrial de cada una, se determinan qué tipo de elementos de protección personal y qué ropa de trabajo se deben utilizar para determinada labor.

Las dotaciones de cada puesto de trabajo se definen teniendo en cuenta los riesgos a los que está expuesto el empleado y la calidad de los productos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *